El recinto ferial de Tenerife, escaparate de la mejor artesanía del Archipiélago

La muestra, con entrada gratuita, permanecerá abierta hasta el próximo domingo, día 6. Cuenta con la participación de 200 artesanos de unas 50 modalidades diferentes de todas las Islas distribuidas en una superficie de más de 3.000 metros cuadrados. También hay una amplia representación de fiestas populares.

 

El Centro Internacional de Ferias y Congresos de Tenerife acoge desde ayer y hasta el próximo domingo, día 6 de diciembre, la XXV Feria de Artesanía de Canarias, que permanecerá abierta al público de 11:00 a 21:00 horas, con entrada gratuita. La muestra, organizada por el Cabildo tinerfeño, ha sido financiada por el Gobierno autónomo.

 

El certamen cuenta con la participación de 200 artesanos de todas las Islas, expertos en 50 modalidades, distribuidos en un espacio de 3.000 metros cuadrados, que ocupa la gran nave del recinto ferial.

 

La Feria de Artesanía de Canarias se celebra de forma itinerante en cada una de las dos provincias desde 1985 y su principal objetivo es la promoción y difusión de todas las manifestaciones artesanales de las Islas y servir de vía efectiva de comercialización de la producción artesana de los talleres y empresas más representativas del Archipiélago. La muestra Iberoamericana de artesanía, que también se celebra cada dos años, tendrá lugar en 2010.

 

El presidente del Gobierno de Canarias, Paulino Rivero, dijo ayer que esta muestra "ofrece la oportunidad de apreciar nuestra identidad, nuestra forma de ser y la cultura de nuestro pueblo, ya que la artesanía es mantener vivas las tradiciones del pueblo canario".

 

Resaltó que si la feria sirve también para generar actividad económica, "mejor que mejor", lo que permite que "cada día crezca más su peso en la economía isleña".

 

Rivero también hizo especial hincapié en la actividad que realizan los jóvenes, que "están dando un paso más hacia la innovación, la modernización y la mejora de la artesanía para que pueda ser más competitiva y más comercial".

 

El presidente recordó que el Gobierno y los cabildos han consensuado el Plan de Artesanía de Canarias, que está dotado hasta 2015 de 4,5 millones de euros, y en el que se prevé la creación de la marca "Artesanía canaria".

 

Por su parte, el consejero autonómico de Empleo, Industria y Comercio, Jorge Rodríguez, comentó que "hay que trabajar juntos e impulsar el asociacionismo en este sector, hacia el cual el Gobierno tiene la mano tendida".

 

Mientras, el vicepresidente del Cabildo tinerfeño, José Manuel Bermúdez, destacó que la artesanía es "un magnífico complemento para el turismo, que es nuestra principal actividad económica".

 

El consejero insular Efraín Medina señaló que "comprar artesanía es adquirir patrimonio para que pase de generación en generación. Los artesanos son fieles guardianes de la tradición".

 

Asimismo, las tradiciones culturales de los municipios son protagonistas en esta feria. En dicho espacio hay una muestra de las alfombras del Corpus de La Orotava junto con las varas de San Isidro, la Cruz de Mayo de Santa Cruz, los cestos de Santa Bárbara y los hachitos del Amparo, de Icod de los Vinos, las guirnaldas de flores de papel de Garachico, el barco de San Marcos de Tegueste o las libreas de El Palmar, en Buenavista. También hay representaciones de otras islas, como la Cruz de Mayo de Breña Alta, los caballos "fufos" de Tazacorte y el diablo de Tijarafe, todas ellas tradiciones procedentes de La Palma, además del ramo de Arure de La Gomera.

 

El Cabildo tinerfeño ha repartido 40.000 invitaciones en las paradas de guagua y tranvía, así como en las calles, colegios y asociaciones.

Ir a listado de noticias